LA PARROQUIA EN EL TIEMPO DE CUARESMA, EN CAMINO HACIA LA PASCUA.

viernes, 20 de febrero de 2015

¡HASTA SIEMPRE MANOLITA!

Querida amiga Manolita: 

Acabo de saber que hoy has pasado de este mundo al Padre. ¡Qué alegría! ¿Verdad?  Te habrá recibido con los brazos  abiertos y estarás gozando con Él  para siempre. Nosotros, las personas que te hemos conocido y te hemos tratado, vamos a quedarnos un poco  tristes, porque tu presencia era mucho para todos.

En  el grupo de catequesis has sido un ejemplo de constancia y fidelidad, con buen y mal tiempo, sin que tu edad y tus achaquillos sirvieran de freno. Siempre atenta y participativa, decías que te  encantaba “conocer cosas del Señor”. Gran ejemplo el tuyo con ese deseo constante de superación ya rozando los cien años. ¡Ojalá todos fuésemos así!. Siempre te recordaré como la más querida del grupo de catequesis, de quien todos hemos aprendido algo bueno, sentada al lado de nuestro compañero Joaquín Suárez, por quien tenías gran amor y confianza. Seguro que él también te echará de menos, sobre todo cuando  los domingos, en Misa de 12, ya no te sientes a su lado.

Querida, siempre estarás en nuestro corazón. Y ahora que estás con Dios, ruega por nosotros. En nombre de todo el grupo te mando un abrazo. Yo se que te llegará porque es la expresión del amor y ya sabemos que el amor es eterno, no tiene ni tiempo, ni  espacio y se difunde por todas las dimensiones conocidas y desconocidas.

Hasta cuando Dios quiera.

Pepita.